domingo, 18 de mayo de 2014

Financiers


El origen de estos deliciosos ( o a mi me lo parecen) bizcochitos, es Paris, allá por el año 1890.

Fueron ideados por Lasne, cuyo local estaba situado junto a la parisina Bolsa, donde los financieros gustaban de comer algo de fruta pero que no pringara demasiado.

De ahí toma su nombre este dulce, que puede combinarse con mil cosas y de mil maneras, o con ninguna,  pero cuya principal característica es que está hecho con almendra molida, azúcar, mantequilla y claras de huevo.
Esta versión de Mª Lunarillos me ha gustado mucho, las guindas le dan un toque "borrachín" que me resulta riquísimo.

INGREDIENTES:


150 g de azúcar glas (Yo he rebajado a 130 g y combinado con las guindas sigue bien de dulce) 
  75 g de almendra molida
120 g de clara de huevo
  60 g de harina
125 g de mantequilla
  42 guindas

Con estas cantidades da justo para llenar dos moldes como los que veis mas abajo ( son de Silikomarkt) o uno dos veces, pero hay que esperar a desmoldar, enfriar etc.
También he visto que la gente usa los moldes de las magdalenas

  • ELABORACIÓN
    • Ponemos a derretir la mantequilla en un cazo a fuego lento con cuidado de no quemarla. Una vez la tengamos derretida, apagamos el fuego y reservamos.

    • Mezclamos el azúcar glas con la almendra en polvo.

    • Añadimos la clara de huevo y mezclamos todo bien.

    • Incorporamos la harina y removemos de nuevo.

    • A continuación, añadimos la mantequilla derretida y unimos.

    • Engrasamos el molde para financiers o para magdalenas, colocamos la mezcla en una manga pastelera y rellenamos las cavidades dos tercios de su capacidad, podéis hacerlo con una cuchara, pero a mí me resulta mucho más práctico y más limpio hacerlo de esta forma.

    • Una vez colocada la masa en el molde, colocamos las guindas partidas por la mitad a nuestro gusto.
    • Horneamos unos 15 minutos, con el horno previamente calentado a 170ºC.
En el horno

Si no os gustan las guindas, podéis ponerle frambuesas o arándanos, también  quedarán muy bien.


No diréis que esta receta no es sencillita, y de verdad que me tienen enganchada, que ricos XD.
No recomiendo conservarlos en hermético porque se ponen blandurrios. Yo los he tenido cuatro días en caja de cartón con papel encerado y seguían con su punto de corteza crujiente.